jueves, 23 de mayo de 2013

Ideas originales para vestir, amueblar o regalar




¿Cuántas veces estando en una cadena de moda te has dicho: “Si me lo compro seguro que mañana veo a diez más con lo mismo”? o ¿No te ha pasado alguna vez que has coincidido con alguien en la oficina llevando la misma camiseta de tal tienda? Y tal vez estas situaciones sean cada vez más frecuentes, con esto de la crisis el bolsillo no da para más, sin embargo ser original a veces no es tan caro como se piensa.

Arturo Resel, responsable de Zielo Tempations & RetroThings (del 23 al 26 de mayo), que este año vuelve en su sexta edición al centro comercial Zielo Shopping Pozuelo de Madrid, dice que se le ocurrió realizar ésta y otras muestras similares porque hace unos años estando en el Reino Unido descubrió que muchos españoles iban allí a hacerse con muebles retro o moda vintage. En España, había tiendas especializadas pero muy dispersas por eso decidió crear diversos encuentros anuales para facilitar al cliente que busca este tipo de productos espacios únicos donde encontrarlas todas o casi todas.


La próxima reunión es en la capital de España que vuelve a ser lugar de encuentro para los amantes del coleccionismo, antigüedades y la moda vintage (bolsos, carteras, cinturones, sombreros, vestidos, trajes, zapatos y bisutería).



¿Los precios? Hay de todo, evidentemente, pero no siempre cosas caras. Puede haber artículos interesantes desde 10 euros (o menos) y a partir ahí se puede pasar por una gran variedad de precios, siempre en función de lo que busquemos. También es importante comparar, según cuenta Resel en este tipo de ferias se pueden encontrar gangas como un Gucci por 40 euros o bolsos de piel de cocodrillo a 160 euros, cuando en la calle Serrano, la famosa milla de oro madrileña, están a 1.200 o 1.900 euros.



En el extremo, está la pieza más cara del evento (8.000 euros) un vestido de novia del diseñador de moda español Pedro Rodríguez, destinado a un personaje de la alta nobleza europea que no se estrenó porque la boda no llegó a celebrarse, según explica el responsable de la muestra.
¿Qué se puede ver? “Cosas de calidad que hoy día ya no se encuentran. Exclusividad a buen precio”, me cuenta el responsable. Quizá en esta respuesta se halla la explicación de porqué lo antiguo tiene ahora tanto valor, o simplemente se trata de “recuperar lo que teníamos de pequeños”, reflexiona Resel.

Por otra parte, las tiendas del centro comercial van a sacar a la venta sus stocks, lo cual puede estar bien si buscamos algún regalo o alguna oferta.

Se trata también de pasar un buen rato observando curiosidades, por eso el espacio acoge a su vez una colección privada de 16 vestidos de los años 60 y 70, la mayoría de ellos de modistos internacionales, que han pertenecido a personajes como Concha Velasco, Paloma San Basilio, Nati Mistral, Concha Martínez Piquer y Rocío Jurado, entre otras.

Aquí dejo unas fotos para abrir boca…







No hay comentarios :

Publicar un comentario