lunes, 18 de noviembre de 2013

¿Qué es el Movimiento Slow Cosmetique?



Recientemente la marca Pranarôm, especializada en aromaterapia científica y  en aceites esenciales 100% puros y naturales, ha recibido un galardón “Mention Slow” otorgado por la asociación Slow Cosmetique Internacional. Llevada por mi curiosidad he querido indagar un poco más sobre qué es el movimiento Slow Cosmetique, y esto es lo que he averiguado.
Fundado en Bélgica en 2012, hoy forman parte de él en Francia, Italia, Portugal y España. Sandy Garcia, una de las coordinadoras de la asociación Slow cosmetique en España, nos cuenta su filosofía:
"El trabajo de la asociación consiste esencialmente en comunicar y tratar de sensibilizar al gran público sobre los valores que fomenta la Slow Cosmetique. Se trata de cuestionar la cosmética convencional (aprender a leer y entender la lista INCI de los cosméticos) y de dar alternativas de consumo. Desde informaciones sobre las marcas hasta la fabricación de nuestros productos cosméticos, y de esta forma concienciar para practicar un consumo más respetuoso con el medio ambiente, nuestra piel y con nuestro monedero."
García, explica que también existen los “indignados” de la cosmética convencional, especialmente por las dermatitis y las enfermedades de la piel que padecen, y consumidores que quieren estar informados. Suelen ser personas concienciadas con el medio ambiente e implicadas en movimientos sociales sostenibles. Buscan una cosmética inteligente (productos o servicios que respondan realmente a las necesidades de la piel), una cosmética ecológica (producción, embalajes), razonable (moderación en el consumo) y ética. “La slow cosmetique quiere que los productos/ servicios se elaboren respectando al ser humano y a su ecosistema. Así que cada día somos más personas decidiendo lo que queremos consumir y cómo.”
La portavoz asegura que la asociación es independiente de toda organización comercial y sus miembros son voluntarios, lo que garantiza que las informaciones sean objetivas con el fin de dar seguridad al consumidor y protegerlo de posibles engaños.


Actuaciones

Slow Cosmetique desempeña varias acciones. Una de ellas es el otorgar un nuevo sello llamado "Mention Slow Cosmetique", que avala la calidad y compromiso ecológico dentro del mundo de la belleza.
Al mismo tiempo ha publicado una guía de compra en formato e-book para orientar al  consumidor preocupado por estas cuestiones, y ofrece la adhesión a la carta Slow Cosmetique, que implica un compromiso con los principios y valores de la asociación, que básicamente consisten en defender la elaboración de “una cosmética mejor y más inocua”.
Por último, Sandy García, aconseja tener precaución con las publicidades engañosas y productos milagro, algo que suele ser frecuente en la presentación de determinados artículos de belleza: “El tema es complejo nos engañan y nos dejamos engañar. Las empresas de cosmética convencional argumentan con discursos pseudocientíficos  y así llegan a convencernos. Como trabajan con grandes campañas publicitarias que tocan nuestro inconsciente y sus temores ( miedo a la vejez y a morir) es fácil convencernos de que compremos el producto milagroso. Tenemos que liberarnos del brainwashing cosmético, rechazando los discursos ansiogénicos que nos conducen a incrementar el consumo.”




No hay comentarios :

Publicar un comentario