martes, 11 de marzo de 2014

Técnicas para combatir la infertilidad

infertilidad, donación de semen



La infertilidad es un problema que hoy día afecta a numerosos parejas que quieren tener descendencia pero que por distintos motivos no llegan a concebir. Según las Clínicas IVI cerca de 800.000 parejas españolas padecen esta enfermedad y datos de la Sociedad Española de Fertilidad hablan de alrededor de un millón de parejas que necesitan asistencia reproductiva para poder cumplir su deseo de tener descendencia.

La manera de poder solucionar este trastorno es acudir a una clínica especializada en medicina reproductiva que además de estar integrada por un equipo de expertos pueda ofrecer distintas opciones de tratamiento. Este es el caso de las Clínicas IVI que con un bagaje de 20 años de experiencia a sus espaldas ha logrado el nacimiento de más de 55.000 niños, además de devolver la sonrisa a miles de parejas.

Los tratamientos de reproducción asistida en los que este grupo de clínicas, presente en todo el territorio nacional, está especializado son: inseminación artificial, fecundación in vitro y ovodonación. 

El acceso a cada uno de estas alternativas dependerá de cada caso y de la circunstancia de la pareja. En cualquier caso, el asesoramiento de los médicos de las Clínicas IVI siempre está orientado a la situación específica de los distintos pacientes. 

Para poner en práctica cada uno de estos procesos existen distintas técnicas para combatir la infertilidad de entre las que destaca la donación de semen. Este método es un acto totalmente voluntario por parte de aquellos varones sanos que están dispuestos a donar su semen para conseguir que otras personas puedan alcanzar su sueño de paternidad. 

El modo de actuar en estos casos es muy sencillo. En las clínicas IVI, lo primero que se hace es una entrevista al donante. Después, se le pide la muestra de semen que a continuación pasa a ser analizado para determinar sus características. En el siguiente paso se realiza un recuento de los espermatozoides observando su movilidad, tamaño y densidad. Tras confirmar los resultados se llevan a cabo unas pruebas de congelación y descongelación y se procede al control sanitario de enfermedades de transmisión sexual y genéticas para asegurarse de que la muestra es válida para la donación. Por último, el donante mantiene una entrevista con un psicólogo.

Además recordar que la donación de semen se emplea principalmente para los casos de pacientes con trastornos de semen, cuando el varón posee alguna enfermedad genética o de transmisión sexual, así como en homosexuales o mujeres sin pareja. 

Otras técnicas que también se pueden encontrar en las clínicas IVI son la vitrificación de ovocitos, MACS (selección espermatozoides) o la Inyección Intracitoplasmática (ICSI), por citar algunos ejemplos.



No hay comentarios :

Publicar un comentario