viernes, 16 de mayo de 2014

Entrevista a Luz Gabás por Regreso a tu piel

"La novela es una reflexión sobre la vida, la muerte, el miedo, la angusía, el deseo..." 


La escritora Luz Gabás, ha vuelto a mostrarnos su excelente manejo del lenguaje y capacidad narrativa, en una nueva novela: Regreso a tu piel. Tras el éxito de Palmeras en la Nieve, que ya se han leído más de 500.000 lectores,  ha regresado con una historia ambientada de nuevo en dos épocas. El amor, la pasión, y los sentimientos humanos se entremezclan en una bella trama que nos descubre también parte de nuestro legado.

La autora, ha contado a Clavesdemujer el porqué en esta ocasión se ha decantado por un momento tan particular de nuestro pasado, como lo es el siglo XVI, y el suceso en el que se centra: un procesamiento por brujería a un grupo de mujeres. También nos habla de la esencia de su novela y en qué estado se encuentra el rodaje de Palmeras en la Nieve, su primera novela, que se está adaptando para llevarla a la gran pantalla.



portada Regreso a tu piel

¿Por qué has escogido un tema tan concreto como  la persecución de brujas para estructurar tu segunda novela?
Porque necesitaba comprender cómo en un lugar tan pequeño y que conozco tan bien se gestó el ambiente que permitió matar a veinticuatro mujeres en dos meses. Con la documentación que manejaba no dejaban de ocurrírseme reflexiones sobre la vida, la muerte, el miedo, la angustia, el deseo… y de hecho, la novela va más de esto que de las brujas.

¿Qué es lo que más te ha llamado la atención en tu indagación histórica a la hora de documentarte para escribir?
 Sobre todo los clichés erróneos que se heredan generación tras generación. Como ejemplo: los tribunales civiles fueron tan salvajes o más en las cacerías de brujas que la Inquisición. De hecho, en Aragón y Cataluña el 90 por ciento de las ejecuciones por brujería fueron llevados a cabo por la justicia seglar. Y que el mayor número de acusaciones se daban en el entorno doméstico. Las ajusticiadas no eran mujeres solas o todas curanderas;  tenían hijos o familias aparentemente normales. Fueron chivos expiatorios sobre los que hacer recaer la culpa de lo malo que sucedía en su entorno.

¿Nuestra historia encierra más historias similares como ésta y que han quedado relegadas en el olvido?
Muchas. Siguen saliendo a la luz nuevos casos que algún historiador apasionado localiza en archivos olvidados. Sin ir más lejos, cuando acababa mi novela fue publicado un libro que recoge casos inéditos del Altoaragón. Detrás de cada historia, hay un drama terrible.

Al final de la obra comentas que siempre se suele vincular a la Santa Inquisición con las condenas por este asunto, pero el fervor popular también tenía mucho que ver, ¿qué es lo que motivaba a la gente a perder la cordura de este modo?
El miedo, sin duda. Hay que situarse en aquella época oscura de graves dificultades económicas, sociales y políticas; de pestes, guerra y miseria; de descontento, malestar y preocupación por la situación de inestabilidad. Si a esto se suma la credulidad de las personas de aquella época, tremendamente supersticiosas, y el miedo a la muerte, tenemos el contexto.

En Regreso a tu piel también conectas pasado y futuro, de una manera similar a Palmeras en la nieve, ¿te has decantado por esta fórmula por algún motivo especial?
En esta novela también era necesario porque más que investigar el pasado, es el pasado el que después de años dormido surge a través de una mujer. Además, necesitaba también un punto de reflexión desde el presente sobre cómo se ha tratado el tema de la brujería a nivel popular, olvidándonos muchas veces de que el foco debe situarse sobre las mujeres ejecutadas.

Hay otro elemento que empleas dentro del hilo argumental, la regresión temporal ¿por qué escogiste esta alternativa?
Como estrategia narrativa resultaba útil para un salto de cuatro siglos en el tiempo. Pero sobre todo, entre dos contextos duros, con una gran carga de ansiedad, quería que el alivio proviniese del planteamiento de la posibilidad de la inmortalidad del alma. Es un tema que me apasiona, y aunque a nivel racional lo pueda rechazar como imposible, me gusta pensar que el deseo es siempre más fuerte que la lógica.

De nuevo, el amor es la base que mueve a los protagonistas de esta historia, ¿cree Luz Gabás que puede haber pasiones tan fuertes que perduren tanto tiempo?
 Quiero creer que sí. ¿No ha traspasado el amor de Romeo y Julieta todas las barreras temporales? Si alguna vez su historia fue tan real como la que escribió el dramaturgo, me imagino sus almas vagando entrelazadas por las estrellas…

Por último, ¿nos puedes indicar en qué situación se encuentra la adaptación cinematográfica de Palmeras en la nieve?
La producción avanza rápidamente. En Julio comienza el rodaje que se realizará en Canarias, Costa Rica, Guinea y el Pirineo. Durará hasta enero aproximadamente. El equipo está completamente volcado. El guión de Sergio G. Sánchez es muy bueno. Creo que el director, Fernando González Molina, conseguirá realizar una obra especial. Sé que están llevando a cabo una documentación exhaustiva para la ambientación. Estoy muy ilusionada porque la historia que recoge Palmeras en la nieve ha traspasado las páginas de papel para convertirse en un auténtico recuerdo colectivo de una parte olvidada de nuestra historia reciente.

 Artículos relacionados

Plameras en la nieve, uan historia del recuerdo y para el corazón 


No hay comentarios :

Publicar un comentario